Medianoche en París

Medianoche-en-paris-

Paris es siempre Paris y la magia de Woody Allen, con o sin polémicas personales, permite meterse en la pantalla y recorrerla. No es una Paris cualquiera, es la de los años 20, la de los famosos cafés y bistrós, la de las librerías y la de artistas, la de del Champagne y los sabores especiales. Su protagonista, Gil, es un turista norteamericano al que la trama invita a seguir en sus caminatas, el ejercicio tiene como recompensa poder disfrutar en cien minutos de los espacios clásicos de la ciudad. Allí están la Torre Eiffel, el Arco del Triunfo y el Museo del Louvre, Montmartre, con el Moulin Rouge, y la librería Shakespeare and Company. Pero también están el Café de Flor, el restaurante y el hotel Le Bristol y el hermosísimo último piso del hotel Le Meurice, una terraza que permite apreciar la ciudad Luz desde un ángulo de 360 grados, un espacio donde tiene lugar una cata de vinos, con lo mejor de los vinos franceses. Hay mucho más.